viernes, 12 de noviembre de 2010

LA INERCIA DE LAS COSTUMBRES

La Física define la Inercia como la tendencia que tienen los cuerpos a mantener su estado, de reposo o de movimiento, hasta que una o varias fuerzas externas actúen sobre dichos cuerpos, modificando su actual estado.
Dicha ciencia incluso cuantifica, en la segunda Ley de Newton, esta tendencia o inercia, mediante la conocida fórmula matemática F = m.a

Las ciencias sociales, sobre todo la sociología y la antropología, definen las costumbres como actos, repetidos y reiterados en el tiempo, cuya finalidad es servir como instrumento de integración social, y con capacidad de convertirse en normas reguladoras de las relaciones establecidas en dicho grupo social (funcionalismo social).
Estas ciencias no cuantifican el valor matemático de dichas costumbres, pero si las cualifican definiéndolas como fundamentales y básicas para el individuo y el grupo social al que pertenecen.

En un acto un tanto osado, podríamos definir la Inercia de las Costumbres, como la tendencia del individuo, o los grupos sociales, a mantener su “actual situación o estado de las cosas”, debido, sobre todo, a las costumbres adquiridas, aceptadas y/o impuestas..
  • Los individuos necesitamos integrarnos en grupos sociales para dar respuesta a nuestras necesidades y exigencias.
  • Los grupos sociales (sociedades) necesitan, para su supervivencia y estabilidad, una integración de los individuos, creciente y ordenada… para ello facilitan y/o imponen múltiples instrumentos y mecanismos, entre los cuales, las costumbres constituyen todo un conjunto básico y fundamental.. Dichas costumbres abarcan todo tipo de aspectos, desde los puramente festivos o los más concretos y cercanos (como los afectos y los sentimientos), hasta los más abstractos y lejanos (creencias, ideologías, ética, moralidad..)
  • Empujados y animados por nuestras necesidades, los individuos vamos aceptando y asumiendo estos instrumentos de integración y adaptación a la sociedad.. Y a medida que lo hacemos, nos vamos convirtiendo en participantes y cómplices activos/pasivos de dicha estabilización social.
El resultado lógico de todo este proceso es que los grupos sociales y los individuos que los componen, tienden a ser conservadores (o conservacionistas).. Más cuanto mayor sea el tiempo de exposición al proceso de integración y a las costumbres adquiridas y/o impuestas durante dicho proceso..
Quizás por ello, suele afirmarse (con razón), que la adolescencia y la juventud son períodos más inestables, más propensos a todo tipo de cambios en el individuo.. o que las sociedades más “jóvenes y nuevas” están más abiertas y dispuestas a la evolución, e incluso a la revolución.

La Inercia de las costumbres (o la resistencia a los cambios), es tan poderosa que minimiza, y hasta imposibilita el posible efecto convulsivo de otras muchas fuerzas exteriores que pueden actuar sobre el individuo o los grupos sociales.. hasta tal punto que, con frecuencia, cuesta comprender cómo determinadas circunstancias (por excepcionales, inéditas o traumáticas que éstas sean), dejan inalterables ambas realidades.. y dando una buena explicación al por qué de la reincidencia y el mantenimiento de los comportamientos individuales y colectivos, aunque éstos evidencien su más que dudoso carácter de erróneos.


Quizás por ello, hay quienes consideran (y me incluyo entre ellos) que la evolución del ser humano y de la sociedad no es un proceso lineal (desde un punto de partida, hacia algún punto, más o menos lejano, de llegada).. sino que es un proceso, fundamentalmente, circular (en el que los puntos de partida y de llegada se van superponiendo, periódicamente, en el tiempo)..
Otros, más sencillamente, expresan lo mismo al afirmar aquello de que “el ser humano es la única criatura capaz de tropezar, reiteradamente, en la misma piedra”..
Dicha consideración no invalida el movimiento de avance (o incluso de retroceso), simplemente lo cualifica de una determinada manera.. la rueda es un buen ejemplo de ello..


Supongo que por todo ello, creo haber tenido, casi siempre, una relación compleja con las costumbres..
puedo reconocer el valor y la importancia de muchas de ellas..
hasta puedo reconocerme como partícipe y parte de otras tantas..
Y al mismo tiempo me cuesta aceptar su dictatorial inercia.. a veces, ni tan siquiera impuesta.

15 comentarios:

venaquimuahmuahmuah :

¿Sabes? Cuando yo era pequeña, muchas veces me dejaba pensativa el hecho de que se me fuera sola la mano al interruptor de la luz cuando entraba a oscuras y cositas así... Creo que ya había creado hábitos entonces... Esos, esos son los más difíciles de cambiar hasta que te habituas a los nuevos... Yo pensaba... Si un día me cambian el interruptor de sitio sin avisar... Lo llevo claro, jejejeje!!!
Ah, y recuerdo también, por lo de la inercia que también me gustaba jugar en el autobús, a ver si me aguantaba firme en los frenazos y eso... :D
Bueno, ven aquí que te de un abrazo de Finde >---O---< ¡Muah! ¡Muah! ¡Muah!

venaquimuahmuahmuah :

Y ¿Sabes qué también Anónimo?
Soy muy "fan" de Mafalda :D

Anny :

Es que cuando a ti se te da hablar por lo alto me dejas estupefacta por dios!!!
Jjajaja, animales de costumbres reza un libro, siempre se los digo a mis hombres cuando salimos y es que no hay nada que me enfurezca tanto que verlos de mal humos porque a determinada hora no han comido, habrase visto, si ami me da hambre igual me compro un pan en cualquier carretilla y sigo en mi caminata, ya sea comprando, viendo visitando, no importa, ah pero no, ellos sentaditos que sea de su agrado que sea a su hora, por dios, no puede ser, si yo bailo en cualquier parte que suene musica, si no me pone de mal humor dejar de comer o hacerlo parada en cualquier sito o sentada en plena banqueta, hay que simplificar la vida!!!
y no me estouy qejando, jajaja;
Un beso y yo que me preguntaba y aquí que opino??? jaja, si lo habladora me sale por los poros, jaja.
Besoooo pero no de costumbre sino de corazon.
te quieroo
Anny

Neogeminis :

Javier, como siempre tus reflexiones nos llegan fundamentadas con lógica y científica justificación!...qué decirte después de tan acertadas definiciones y análisis de consecuencias!...me reconozco (o, por lo menos, así era hace un tiempo!)bastante reacia a sumarme a la inercia de las costumbres. Debido a que me aburren enseguida -lejos de aportarme seguridad- intento alterar aunque más no sea levemente lo reiterativo de la rutina. Reconozco, como bien decís, que mi cuota de innovación viene en pendiente conforme avanzo en edad! jejejeje pero intento - cuando tomo conciencia- no dejarme llevar por el continuismo y de vez en cuando me permito ciertos atrevimientos locos, como cuando me animé a volar en parapente!
Tengo la idea que el tiempo que desgastamos sin tomar conciencia de su paso en su momento nos pasará factura: si nos dejamos estar puede que nos llegue el final sin posibilidad de aprovechar el intermedio.

Un abrazo.

Javier D :

Hola Anónima Linda,
a mí, esas pequeñas costumbres y hábitos personales, me producen, sobre todo una cierta ternura.. supongo que, como señalas, por su irracionalidad surrealista.. nos muestran y evidencian que, en el fondo, no somos tan racionales como, con frecuencia, pretendemos y hasta alardeamos ser..
Me inquietan mucho más esas otras grandes costumbres, sociales y colectivas, con capacidad para convertirse en normas que reglamentan nuestros comportamientos, dificultando o impidiendo todo tipo de vivencias que pudieran enriquecernos, individual y colectivamente.. No sé, se me ocurre, por ejemplo, en los estrictos modelos de matrimonio, que según los estudiosos del tema, son capaces de acabar con la vivencia del amor, en menos de un año, che.. ejejejj

Hola Anny,
chee, qué interesante eso de que no seas, para nada, un animalito de costumbres.. ejejj.. Algo que, supongo, no debe resultarte nada fácil, ?eh?.. por ejemplo, dentro de un mes, vamos a vivir uno de los ejemplos más intenso, globalizado y multicultural de lo que puede ser y significar una costumbre: la Navidad.. ejej.. Ya sé que no te gusta nada de nada.. vamo, que podría decirse que, incluso, hasta la odias.. y que hasta te niegas a poner ni un sólo elemento decorativo que te recuerde lo estéril y vacía que resulta dicha costumbre.. ejejejjej.. y tenés razón, ¿eh?.. mirá que tener que fijar un par o tres días al año, en el mundo entero, para expresar y vivir los deseos de paz, alegría, felicidad, cariño, unión, solidaridad, esperanza….. ejejejejjj.. valeee, de acuerdooo.. pero no hay que ser tan radical, Anny.. ejejjejejjj.. va, venga, te animo a que, al menos en algún pequeñito rincón de tu casa, pongas un pequeñito belen, de esos que se compran, ya montados, en los chinos, por un €.. !y hasta que pongas, al menos durante 5 minutos, algún alegre villancico!.. ya verás como no pasa nada malo… ejejjejejejjjj..

Hola Mónica,
sip.. resulta curioso esto de las costumbres.. Como señalas, lo lógico sería que las costumbres, por su carácter reiterativo, acabaran, como dices, aburriéndonos.. sin embargo, tengo la sensación de que, en general, una de las razones de la existencia de las costumbres es, precisamente, la contraria.. !la de no aburrirnos!, che.. ocupando espacios de nuestro tiempo y nuestras vidas, para no tener que pensar y sentir el vértigo de qué hacer con ellos.. o lo que es peor, acabando no haciendo nada con ellos..
cheee.. no me digás que has hecho parapente.. ejej.. sólo de imaginarte, ya me flojean las piernas.. así que mejor ni te cuento lo que me pasaría si me viera yo en semejante trance.. ejejejejjj..

Besotes

venaquimuahmuahmuah :

Bueno... Yo en eso otro, soy una experta en rsmper normas estipuladas tan "a las claras"... Aunque no siempre puedo, lo intento al menos... No solo por lo bien que me sienta vencer esos "miedos" ni siquiera porque solo yo soy yo (menos mal para el mundo, jejejeje) Si no porque pienso que nací así, como todos, con una gran capacidad de empatizar copiar y absorver y que a fuerza de pasarme cositas, pero sobre todo de "enseñanzas" también como a todos puedo estar más alerta, sí, pero no tengo porque resignarme, ni tampoco elijo estar tan a la defensiva ante todo... Que pasó la época de cazar Mamuts, aunque otros no se hayan dado cuenta... Si puedo "me las salto" A no ser que mi sueldo dependa de ello... Eso sí que me condiciona ¿ves? jejejejejeje!!!
Chissst… Chissst… Toma,es para tí…
http://oi55.tinypic.com/m9oeq8.jpg
Ven aquí >—O—< ¡Muah! ¡Muah! ¡Muah!

centauro purpura :

Hola padrinete, estoy en problemas con esto de los hábitos y las costumbres, porque forman parte de mí, tienen vida propia ja ja ja ja. Bueno empecemos las costumbres: tienen que ver con mis raíces, por ejemplo las comidas que preparo año tras año en navidad y año nuevo, me recuerdan a mi niñez, abuelos, mega fiestas familiares, las conservo a manera de registro, para recordar aunque sea a la distancia, a los que ya no están.
Por ejemplo es árbol navideño lo armo el 7 de diciembre, aunque estemos sufriendo un terremoto nada me detiene ja ja ja ja
Me conoces y sabes de sobra cuales son mis hábitos: fumar, tomar mate amargo todo el día,comer chocolate y si voy a hacer el amor... con tiempo che, nada de venir con apurones je je je je je.
Pienso en las energías que ponemos para llevar a cabo nuestras costumbres y hábitos, me causa risa ver como a través de los años hasta vamos perfeccionándolos ja ja ja ja
Pero bué, si voy a hacer algo es mejor hacerlo bien y desde el principio.
Soy de las que eligen lo que quieren hacer, como vivir, soy muy elástica en ese aspecto. por ejemplo no tengo una hora espècífica en la que me voy a dormir o en la que me levanto, no soy como tú mi reloj suizo je je je je. Puedo salir de mi casa sin bañarme, pero no sin tomar unos mates y fumarme un par de cigarrillos, que más me cepillo los dientes no porque sea una sana costumbre sino porque me gusta hacerlo. Coincido con lo que dices sobre el hombre es el único capaz de tropezar con una misma piedra varias veces en su vida, mientras que el comportamiento de los animales nos ha enseñado que tropiezan con algo y no lo vuelven a hacer más.
Prefiero sentirme libre, los moldes rígidos no van con mi persona, quizá por eso no dependo de muchas cosas.
Bueno te dejo mi padrinete querido.
Besuqueo y abracete.

G a b y* :

Cuando empecé a leerte casi me da un colapso nervioso! Es que en esta semana mi hija ha estado preparando un proyecto para física sobre las leyes de Newton, y obviamente, estudiamos la inercia!!! Y por inercia respiro, camino, como... bueno, a veces tengo esos días en que suelo utilizar esa expresión, creo que la asocio más al cansancio que al costumbrismo. De todos modos, yo siempre flutúo en los términos medios: hay cosas que si las altero siento que todo se va a desacomodar, y otras, que si las dejo tal cual son, en pura monotonía, me dará un ataque de hastío. Así, que calibrando, entre acción y reacción, inercía, movimiento uniforme rectilíneo, y rectilíneo variable :-B
La verdad Javier, que tus exposiciones son por demás elocuentes y super ilustrativas! La linda Mafalda! comó adoro ese personaje!
Besitos amigo!
Gaby*

═:¦:-♥♥-:¦: ══ Ciberbruja ══:¦:-♥♥-:¦:═ :

eaaaaaaaaaa!!
Pues yo para no faltar a una de mis múltiples costumbres te mando BESOS para que no te falten, TrasTiTo.

Anny :

Bueno, en vista de esa alusión directa, no me queda más que responderte.
A ver, a ver, yo dije que hay costumbres que no entiendo y que no practico por múltiples razones, ahora bien, tu ejemplo clasico de la navidad eso es otra cosa pedacito de gente,es mas bien una tradición, una época, lo que la sociedad impone en este caso es la comercialización, lo que yo practico es la sociabilización, y ya ves yo la inicio desde inicios de octubre, por lo tanto no la sigo al pie de la letra, y te digo el 26 de noviembre ya me estas oyendo decir ay dios mio, ya solamente quedan menos de dos meses para celebrar el dia del cariño o san valentin como le llaman, es simplemente cosas de tiempo, de encontrar motivos para unirnos, para seguir compartiendo.
Y ya, deja de ser sarcastico que bien sabes que hoy ya mi casa esta navideña a morir y que amo los villancicos y que ya ando tarareando con mi burrito sabanero voy camino de beleeen con mi burrito sabanero voy camino de belen, si me ven, si me ven voy camino de belen, vamos yo se que te gusta, unete al cante y dejate de hacer el insensible.
besoooo
Anny

Anny :

Pd1 es el 26 de diciembre
Pd2 bien bieeeeennn mi Alcy. me encantó ver cómo el Javvy estaba sentadito oyendote discernir, jaja y diciendote que eres un solemne pollo a la hora de irte a dormir, habrase visto, con la parranda que te espera el 2012
Pd3 yo quito todo el adorno el 2 de enero asi haya oooootro terremoto
Pd4 justo allí empiezo a pensar en la decoración de semana santa, la piscina, las sombrillas, el bikini, jaja
Los quiero a todos, feliiiz época.
Anny

Anónimo :

Muy buen blog , te felicito .
nursing scholarships

Carlos Bonilla :

Estamos llenos de costumbres por todos lados. De hecho creo que no movemos un dedo sin que sea costumbre. Y la inercia que se produce por ellas... no pueden exponerlo mejor de lo que lo has hecho en esta entrada. Llegan las navidades y ya se siente desde dentro de uno que estan cerca... eso es INERCIA sin duda. La costumbre me a "golpeado" y mi cuerpo a "respondido"

Gracias por esta entrada, como de costumbre al terminar de leerla me siento mas listo de cuando empesé a leerla.

...y gracias por el link a mi pagina que lo vi por ahi en la columna de la derecha, gracias.

Cris :

Hola Javier;
Eres increible!!! nunca se me hubiera ocurrido semejante relación y reflexión!!! Después de pensar un rato, sonreí sobre la inercia de mis costumbres! Me imagine ser yo misma la que salta, sobre la rueda del post; y me vi, saltar con los dos pies; Luego con el derecho, luego con el izquierdo!Y es, que por mas que me proponga, mis costumbres, salen siempre disparadas hacia la necesidad de los demás! o por lo menos pareciera que puse mis costumbres, a disposición de costumbres ajenas. De todos modos, creo todavía tener costumbres naturales. Eso si! según cada día...Perdí la costumbre de programar...
Oye! me encanto esta entrada!

Un abrazo
Cristina

Javier D :

..Ummmm.. Anny.. no sé yo, ¿eh?.. hay muchos tipos de costumbres.. y como dices, todas no pueden gustarnos a todos.. pero si hay un modelo de costumbre, ejemplar y por antonomasia, ese, sin duda, creo que son las tradiciones, che.. de manera que los “tradicionalistas” teneis toditas las cartas para ser, ejemplares amantes, seguidores y víctimas de las costumbres.. (lo digo por el curro de trabajar que te tienes que dar para apuntarte a todas ellas..ejeejj)
Y si hay un ejemplo de tradición, que destaca sobre todos, ese, seguramente, es la Navidad.. como dice Carlos, sólo hay que enseñar el trapito navideño, para que el mundo entero sea maravilloso y feliz.. hasta el 6 de enero, claro (no el dos, ¿eh?, que los reyesmagos vienen, acá, la noche del 5, che).. a partir de ese día todo vuelve a ser como era.. para eso, entre otras cosas, sirven las costumbres.. para sentir que hacemos y somos, lo que nunca hicimos.. ni, sobre todo, fuimos..

Gaby, coincido en lo que señalas sobre el cansancio y las costumbres.. en el fondo, creo que siempre resulta mucho más agotador y fatigoso crear, inventar, imaginar, ser original, que lo reiterativo, lo repetitivo y lo ya sabido y vivido.. (bué, como artista, creo que lo sabes bien).. y ese, por tanto, creo que es otro buen motivo para la existencia de las costumbres.. nos facilitan el vivir sin tener que inventar mucho..
che, qué buenos recuerdos me trajo lo de tu hija estudiando a Newton.. qué tiempos aquellos, joo.. mejor no pensarlo.. ejej

Alci, lo de servirnos como medio para fijar recuerdos, de hechos, vivencias o personas, es sin duda, uno de esos aspectos que yo valoro de muchas costumbres.. sin ellas, probablemente, nos resultaría más difícil mantener vivo lo que fue..
lo del “reloj suizo”, cheeee.. vamo a vé.. dormir siete horas es lo normal y recomendable para mayorcetes como yo.. ejejejjj.. o sea que acostarse pasadas las 24.00 h.. para levantarse a las 7.00 h del día siguiente.. no es una costumbre.. es una sensatez, che.. imaginate que de Francia pa arriba, la gente se acuesta como mucho a las 22.00.. contra más al norte, más temprano.. los pingüinos, ni te cuento.. ejejejjj.. eso por no hablar de que los horarios laborales, empiezan a las 8.00 h de la mañana.. se ve que por allá, trabajais todos por la tarde.. o por la noche.. ejejjejejjj..

Cristina, la socialización que señalas, es otra de esos aspectos que valoro de muchas costumbres.. sobre todo en unas sociedades a las que cada vez les cuesta más trabajo valorar y vivir y compartir esos aspectos colectivos, con el otro.. si además, como dices, somos capaces de inventarnos estas costumbres “con y para el otro”, pues bienvenidas sean, che..

Besotes
PD: gracias Anónimo